Una señal que ilumina lejos

Sigue creciendo Canal Luz HD

Uno de los canales cristianos  de habla hispana más grandes del mundo, festeja su aniversario con grandes noticias.

A doce años de comenzar con su transmisión satelital, el 28 y 29 de octubre pasado, se realizó en Pilar la Cumbre de Programadores de la Señal Televisiva Cristiana Canal Luz, originada en Rosario, Santa Fe. Las jornadas llamadas “Comunión y Nivelación” reunió a las productoras que generan contenidos de catorce provincias argentinas, con el propósito de avanzar en la producción de formato HD, ganar nuevos mercados, capturar la preferencial del televidente a través de una propuesta atractiva y generar programas originales e interactivos, entre otros temas tratados.

Canal Luz HD es un ministerio comunicacional de la Iglesia Evangélica Misionera Argentina, fundada en 1984 por el matrimonio de pastores Mabel y José María Silvestri. Con una programación orientada al segmento familiar y contenidos que proponen la superación personal a través de la fe cristiana, este medio abarca todo el territorio nacional, alcanzando a más de mil doscientas localidades, y se ha extendido en dieciséis países latinoamericanos.

“La visión que hemos perseguido en todos estos años es muy clara ―expresó Silvestri durante las jornadas―. Queremos presentar el Evangelio a quienes no conocen a Cristo, ser una voz que exprese la pluralidad de la Iglesia evangélica argentina, ofrecer un espacio de comunión y unidad, y dar enseñanzas y mensajes que ayudan a la edificación del Cuerpo de Cristo”.

Los inicios de esta señal televisiva fueron una serie de microprogramas en el canal local de Rosario, que luego comenzó a distribuirse en las señales de cable de distintas provincias del país. “A medida de crecía la distribución de los primeros casetes con programas, viendo que costaba mucho dinero y había que conseguir espacio en los canales pensamos en producir nuestro propio canal. Al comienzo se difundía en Rosario y unas veinte ciudades de alrededor. Pero cuando logramos subir la señal al satélite fue un salto cualitativo tremendo y comenzó a expandirse llegando actualmente a más de mil doscientas ciudades del país”, explicó.

Hoy, con 23 años de historia, Canal Luz permite que más de cincuenta productoras de los principales ministerios del país puedan verse reflejado, transformándose en una verdadera pantalla federal y representativa de las más diversas corrientes evangélicas. Tiene ocho horas diarias en vivo, cobertura de eventos y noticias con unidades móviles.

“Canal Luz no es de nosotros. Es de todos. Pero nuestra mayor satisfacción es que, de los once millones de televidentes que alcanzamos entre Argentina y los otros países de América con nuestra señal, tenemos calculado que un 30 % o 40 % de la audiencia no es evangélica. Este ministerio de la televisión nos permite llegar a hogares donde de otra manera nunca lo hubiéramos logrado. Por eso necesitamos ir adecuando nuestra forma de comunicar el mensaje considerando a esta audiencia que no conoce a Cristo”.

Otro de los logros de este ministerio es haber logrado acceder a la tecnología de la Alta Definición, transformándose en uno de los pocos canales nacionales que transmiten por satélite con esta calidad de imagen. “El desarrollo y alcance de Canal Luz no se debe a nuestros recursos humanos, sino al favor de Dios. La única y exclusiva razón por la que esto funciona es porque Dios está en el medio. Y por eso mismo también seguimos teniendo desafíos de crecer aún más”, concluyó Silvestri.

Para conocer más de este ministerio y solicitar la señal en el cable de su localidad, ingrese al sitio www.canalluz.org

Se el primero en comentar

Deja Tu Comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*