¡Tenemos una salvación tan grande! Comienza de manera enfática el comentario del libro el pastor Abel Ballistreri, citando el texto de Hebreos.

El problema es que, a menudo, minimizamos el Evangelio solo al destino final de nuestras vidas que, por cierto, ¡es mucho! pero no lo es todo. El Evangelio es poderoso para darnos salvación eterna y esencialmente también modificar nuestro ser por entero.

“Nos falta conocimiento”. Con estas palabras, el prólogo abre la puerta y nos invita a salir de la simplicidad, dándonos la seguridad de que el libro será indudablemente de gran ayuda. David Firman, su autor, lanzó en agosto pasado este extraordinario libro a modo de herramienta certera para poder resolver nuestros propios conflictos internos, sean de conducta, de patrones, estructurales, de criterio y hasta espirituales.

“LA PSICOLOGÍA Y DIOS NO VAN DE LA MANO”. 

David Firman en La psicología de Dios

Lanza así su primera frase el escritor, la cual hemos oído innumerables veces a lo largo de nuestras vidas, pero derrumbando la posibilidad de que la psicología en sí misma podría al fin ayudarnos a salir de esos problemas que no podemos resolver.

David Firman, pastor y profesional de larga trayectoria, entiende, luego de su extensa experiencia, cuánto tiene que ver Dios en las profundidades de la composición del ser humano y cuánto puede y quiere hacer por él con esta herramienta tan valiosa: la psicología. Aseguro que no podremos, al pisar con nuestra lectura sus primeras líneas, dejar de leer hasta llegar al punto final, porque nos acompaña el autor a comprender este tema tan controversial: Dios y la psicología.

“PARECÍA QUE NADA DE LO QUE HICIERA CON TODO EL AMOR Y EXCELENCIA POSIBLES ALCANZABA PARA MEJORAR A LAS PERSONAS, MATRIMONIOS O FAMILIAS. EVIDENTEMENTE ESTABA ERRANDO EL DIAGNÓSTICO Y NO VEÍA LOS VERDADEROS PROBLEMAS DEL SER HUMANO”.

David Firman en La psicología de Dios

Sin Dios, la psicología por sí misma no era el camino para solucionar los problemas de nadie, dice Firman, es entonces que llega a la conclusión: “nada parecía ser suficiente”.  Lo supo luego de haber intentado su uso para ayudar a sus muchos pacientes, para, finalmente, sentir la frustración de no ver resultados duraderos. Y capítulo tras capítulo desarrollará profesional y espiritualmente el resultado de haber encontrado al fin el camino correcto.

“YA TRANSCURRIERON SEIS AÑOS DE HABER COMENZADO A RECONCILIARME NUEVAMENTE CON MI PROFESIÓN Y ENTENDER QUÉ ES LO QUE DIOS DISEÑÓ Y TIENE COMO PLAN PARA EL SER HUMANO”.

David Firman en La psicología de Dios

El hombre es más que cuerpo y más que alma, también es espiritual, y con esta verdad, Firman, el autor, llega al punto neurálgico del asunto diciendo cuán claramente se ve en las Escrituras que somos seres integrales: somos espirituales, tenemos un alma y habitamos en un cuerpo. Este libro iniciará navegando aguas superficiales para poder presentar el tema y así a medida que avanzamos llevarnos a comprender profundamente este maravilloso, sensible pero provechoso e inequívoco tema; por ello nos dice que, “no es un libro de entrenamiento de psicología”, es mucho más que eso.

“DIOS BUSCA LA FORMACIÓN DE SU HIJO EN NOSOTROS. AQUÍ VEMOS EL PRINCIPAL OBJETIVO DE DIOS, Y NOS DEJA EN CLARO QUE ABORDA EL SER INTEGRAL: ESPÍRITU, ALMA Y CUERPO. COMIENZA EN EL ESPÍRITU”.

David Firman en La psicología de Dios

A medida que recorremos estas páginas, vemos las deficiencias de la psicología, aun con valores cristianos, para lograr resultados profundos en la vida de las personas a las que buscamos ayudar, dice David Firman, porque es mínimo el efecto que tiene la psicología por sí sola. Profundizaremos juntos esto más adelante, nos asegura, y es entonces que se torna inevitable el querer avanzar en la lectura de cada capítulo porque encierran una riqueza extraordinaria en el valor de su contenido.

David Firman, psicólogo, terapeuta familiar, profesor, escritor, conferencista y pastor, sabe de qué habla cuando de personas y sus problemáticas se trata. No podemos pasar por alto este libro que deja a nuestra disposición, luego de haber dedicado sus años a otros tantos escritos que han sido de mucha ayuda no solo a las personas de manera individual sino al núcleo familiar completo. 

En esta oportunidad, la lectura del libro nos lleva a desentrañar por completo el diseño original del hombre creado por Dios y comprender qué es lo que necesitamos saber para conocerlo a Él y conocernos a nosotros mismos. Estamos invitados a abordar este tema con las evidencias bíblicas que nos dan seguridad al descubrir estas verdades: La psicología y Dios. Leerlo marcará la diferencia.

la-psicologia-de-dios-david-firman

Ficha:

Autor: David Firman

Título: La psicología de Dios

Año: 2021

Páginas: 237