mail

Suscribite a nuestro boletín

«Todo el proceso de quimioterapia lo viví confiando en Dios»

La pastora Mayra Djimondian entrevistó a Celeste Ianelli, influencer, actriz y escritora del libro “Diario de la Servilleta”, manunscrito que surgió de sus ratos libres en el hospital, con mucha imaginación y amor por Cristo. Hoy en día se encarga de transmitir fe y esperanza a través de sus redes sociales al tocar temas complejos como la distorción de nuestra imagen y además, como fue todo su proceso hasta recuperarse plenamente.

Durante la conversación cuenta como vivió cuando los médicos le comunicaron que tenía leucemia en su cuerpo y también recordó la fortaleza que le dió el Señor para soportar tantas intervenciones invasivas en plena adolescencia.

Mayra Djimondian: Estaba recordando que en 2016, cuando tenías 14 años te detectan leucemia y dos años después estabas terminando tu quimioterapia en plena adolescencia. ¿Cómo fue este proceso en tu vida y cómo viste el obrar de Dios?

Celeste Ianelli:  Fue un proceso largo, yo era una chica “normal”, con una vida normal, deportista, estudiante y de la nada, de un día para el otro te cambia todo. Dejás de ir al colegio,de hacer deporte, dejas a tus amigos y hacer las cosas normales del día a día.

Pasé por un montón de procesos fuertes, duros, dolorosos pero también por un montón de cosas lindas.Puedo decir que el cáncer me enseñó un montón. Es fuerte decirlo pero al sacarte todo lo más simple que tiene la vida, después cuando lo tenes de vuelta, lo valorás.

Además en el día a día,lo pude ver a Dios obrando en mi humor, yo lo viví con mucha alegría y es algo que hoy en día lo veo para atrás y digo ¿Cómo viví ese tratamiento tan fuerte, tan bien? 

Celeste Ianelli, influencer y escritora

MD: Vos siempre usas una frase que, probablemente tiene que ver con esto que me compartías pero me gustaría que te explayes un poquito más; “Vivir no es existir”, ¿Que quiere decir esto y que revelación de Cristo encontrás dentro de esta frase que usas habitualmente?

CI: Siento que hacemos muchos de nosotros hacemos una rutina todos los días; te levantás de lunes a viernes, hacés todas tus cosas y esperás el sábado para pasarla bien y como te decía, yo al perder lo más simple me di cuenta que en realidad la vida yo la estaba existiendo.

Y “Vivir no existir” es eso, es disfrutar de lo que tenes hoy reconociendo que viene de Dios, que es todo por gracia, no hacemos nada para que nuestros órganos funcionen ahora 24/7.

MD: ¿Cómo te cambió este enfoque de decir bueno voy a disfrutar el momento, me voy a enfocar en todas estas bendiciones?

CI: Estamos muy acostumbrados, a ver un posteo en Instagram en donde alguien logró algo y decir “yo también quiero esto” y no ves todo el proceso que tuvo esa persona para llegar a ese lugar. 

El proceso, es lo importante pero vivirlo con Cristo es lo mejor porque sino te sentis vacío. Yo aprendí a disfrutar el viaje.

Celeste Ianelli, autora del diario de la servilleta.

Estuve dos años en silla de ruedas que fue una secuela del tratamiento o del cáncer, no se sabe, pero me quedó una secuela en la cadera. En ese momento yo me quejaba, yo hacía voley antes y a mi me dijeron “cuando termines el tratamiento vos vas a volver a jugar al voley, al colegio”. 

Llegaron los dos años, no volví a voley y encima de no volver tenía que usar una silla de ruedas, veía la situación. Te quejas a Dios y Él ve la película completa, ve el panorama completo, después de mucho tiempo yo entendí que detrás de todo eso que Él permitió, no que Él causó sino que permitió, había un propósito.

Terminé estando en una serie de Disney Channel siendo una adolescente en silla de ruedas rompiendo un montón de estereotipos. Yo solamente veía la silla y el ¿Porqué? y después fue, “Bueno, ¿Para qué?.  Él está al control de todo, no se le escapa nada.

MD: Todo este proceso que viviste lo fuiste plasmando en servilletas, y eso se terminó volviendo en un libro que se llama “Diario de la Servilleta”, inspira y anima a mucha gente que pasó o está pasando por una situación similar a la tuya, ¿Te imaginabas esa repercusión?

CI: Bueno no me imaginaba, te cuento la historia resumida de las servilletas, yo estaba en el hospital aburrida y empiezo a escribir en servilletas del baño del hospital, lo que me iba pasando en el día a día, escribir para mi de recuerdo. No es que escribía el libro, escribía porque algún día yo lo iba a recordar.

Pasar tiempo con Él, no hay más que pasar tiempo con Él, yo creo que lo mejor es pasar tiempo con Dios

Celeste Ianelli, autora del Diario de la servilleta.

Te dejamos el enlace en nuestra página para que disfrutes la entrevista completa, no te olvides de suscribirte a nuestro canal y compartir con alguien que esté necesitando oir este tesmonio impactante.

Redacción
La Corriente es una plataforma de contenidos digitales creados para informarte y edificarte. Nos proponemos difundir y promover la verdad eterna de Cristo en esta generación.

Otras

CRISTIANAS

hola
Enviar Whatsapp
error: Gracias por interesarte en las publicaciones de La Corriente, para su uso o difusión, por favor escribirnos a [email protected]